Las personas que realizan prácticas no laborales, habitualmente llamados becarios, van a experimentar una mejora en su situación a partir del próximo curso 2019-2020. La mejora se debe a que tendrán la obligación de cotizar, de forma que sus periodos de prácticas se tendrán en cuenta a efectos de la Seguridad Social.

Este cambio normativo se recoge en BOE de 29 de diciembre de 2018, en su disposición adicional quinta: La realización de prácticas formativas en empresas, instituciones o entidades incluidas en programas de formación, la realización de prácticas no laborales en empresas y la realización de prácticas académicas externas al amparo de la respectiva regulación legal y reglamentaria, determinará la inclusión en el sistema de la Seguridad Social de las personas que realicen las prácticas indicadas, aunque no tengan carácter remunerado.

Las prácticas a que se refiere el párrafo anterior comprenden las realizadas tanto por alumnos universitarios de titulaciones oficiales de grado y máster como por alumnos de formación profesional de grado medio o superior.

Una vez entre en vigor esta medida, afectará a 725.000 estudiantes de FP y a un número todavía indeterminado de alumnos universitarios. Inicialmente, las Universidades solicitaron que esta medida no les perjudicase económicamente, de forma que tanto el Ministerio de Trabajo como el de ciencia, Innovación y Universidades se han comprometido a que esta medida no suponga un coste adicional.

Recordamos a todas aquellas personas que tengan dudas en cuestiones laborales, que pueden ponerse en contacto con nuestro Despacho de abogados de Las Palmas. De esta forma podremos ayudarles a resolver sus dudas y tomar las medidas adecuadas, cuando sea necesario. Nuestro equipo de abogados laboralistas estudiará su caso de forma personalizada y le orientará desde el primer momento. Si desea más información, solo tiene que pedir cita previa por teléfono o internet y le daremos respuesta lo antes posible.