Tras la celebración de un matrimonio, el deseo es suponer que la unión tendrá una larga duración en el tiempo. Sin embargo, como sabemos, esto no siempre es así, y uno de los dos cónyuges (o los dos) se plantean poner fin a dicha unión. Es entonces cuando pueda surgir la duda de cuánto se debe esperar, o si existe algún plazo para poder divorciarse.

Hay que tener en cuenta que en España, como en la mayoría de países de nuestro entorno, existe un plazo para poder interponer una demanda de divorcio una vez que se ha celebrado la boda. Este plazo es de noventa días. Por lo tanto, por regla general, los cónyuges casados tendrán que esperar tres meses para poder presentar la demanda de divorcio y empezar el proceso. Sin embargo, esta regla general tiene algunas excepciones, ya que hay casos que requieren poner fin cuanto antes a la situación. Son los casos que señala el Código Civil en su artículo 81:

No será preciso el transcurso de este plazo para la interposición de la demanda cuando se acredite la existencia de un riesgo para la vida, la integridad física, la libertad, la integridad moral o libertad e indemnidad sexual del cónyuge demandante o de los hijos de ambos o de cualquiera de los miembros del matrimonio.

Si se diera alguno de estos supuestos que hemos mencionado, recomendamos contactar lo antes posible con un abogado matrimonialista, el cual orientará al cónyuge con todos los aspectos que deba saber y tomará las acciones necesarias.

En el resto de casos, como decimos, la legislación establece el plazo de los citados noventa días, a partir de los cuales se podrá presentar la demanda.

Si desea más información sobre el tema o quiere presentar ya su demanda de divorcio le rogamos que contacte con nuestro Despacho de abogados de Las Palmas, donde estudiaremos su caso de forma totalmente personalizada. Nuestro objetivo es ayudar a los cónyuges durante su proceso de separación o divorcio, teniendo presentes tanto sus intereses como los de los hijos que pudiera haber. No lo dude y solicite una cita con nosotros.