La pensión de alimentos es aquella que se establece tras un proceso de separación o divorcio, con el fin de atender las necesidades que el hijo o hijos pudieran tener, como su alimentación, vestido, gastos escolares, etc.

Cuando el obligado a pagar la obligación de alimentos no cumple con su deber, el otro progenitor puede solicitar que sea el Estado quien pague tal pensión, a través del llamado Fondo de Garantía de Alimentos. Así lo establece la Ley de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género, en su disposición adicional decimonovena: El Estado garantizará el pago de alimentos reconocidos e impagados a favor de los hijos e hijas menores de edad en convenio judicialmente aprobado o en resolución judicial, a través de una legislación específica que concretará el sistema de cobertura en dichos supuestos y que, en todo caso, tendrá en cuenta las circunstancias de las víctimas de violencia de género.

Cómo solicitar el Fondo de Garantía de Alimentos

Para solicitar un anticipo a este Fondo hay que tener en cuenta que se deberán cumplir determinados requisitos, tanto de índole personal como económica. Si se cumplen tales requisitos, la solicitud podrá presentarse:

  • En Registros de la Dirección General de Costes de Personal y Pensiones Públicas.
  • En Registros de las Delegaciones de Economía y Hacienda.
  • En Registros de cualquier órgano administrativo, perteneciente a la Administración General del Estado, a cualquier Administración de las Comunidades Autónomas o a la Administración Local.
  • En representaciones diplomáticas u Oficinas consulares de España en el extranjero.
  • En Cualquier otro Registro que establezca la Ley.

Para realizar dicha solicitud, así como para seguir todo el proceso administrativo que conlleva el trámite, es muy conveniente contar con la asistencia de un abogado de Familia, pues podrá informarnos de todos los detalles que necesitemos saber.

Además, el abogado resolverá las dudas que tenga sobre el incumplimiento en el pago de las pensiones, ya que este hecho puede tener consecuencias penales. Por eso, como decimos, si se produce un impago de pensiones, le recordamos que puede acudir a nuestro Despacho de Las Palmas para que estudiemos su caso de forma personalizada y tomemos todas las medidas pertinentes.